22 Diciembre, 2023

Por. Dr. Edwin Arroyo Cardozo, Farmacólogo Clínico

Los antiinflamatorios no esteroideos (AINES) son medicamentos altamente consumidos en el país ya que ayudan a aliviar el dolor y la inflamación, además de tener funciones antipiréticas (Disminuyen la fiebre), siendo de los más prescriptos, y unos de los que más se automedican, ya que son de fácil acceso y se puede conseguir en cualquier droguería sin receta medica. 

El modo en que estos medicamentos actúan en el cuerpo es mediante la inhibición de una enzima llamada cicloxigenasa que convierte el ácido araquidónico en endoperoxidos cíclicos, los cuales se convierten en Prostaglandinas y en tromboxanos, mediadores de la inflamación y factores biológicos locales. Dentro de esta familia de medicamentos podemos encontrar los fármacos como el: IBUPROFENO, NAPROXENO, ASPIRINA, DICLOFENACO, INDOMETACINA, MELOXICAM, INDOMETACINA, KETOPROFENO, PIROXICAM, CELECOXIB.  Aunque son menos dañinos que los antiinflamatorios esteroideos o corticosteroides, también pueden producir efectos secundarios.

Todos los medicamentos, incluidos los AINE, tienen un riesgo de efectos secundarios. Es importante entender los riesgos y beneficios de un medicamento antes de decidir tomarlo. Los posibles riesgos de todos los AINE incluyen: problemas estomacales (como sangrado, úlcera y malestar estomacal), problemas renales, presión arterial alta o problemas cardíacos, retención de líquidos (que causa hinchazón, como alrededor de las piernas, pies, tobillos y manos), erupciones u otras reacciones alérgicas.

¿Cuáles son los efectos adversos de los antiiflamatorios no esteroideos?   

Los efectos secundarios pueden ocurrir en cualquier momento mientras toma estos medicamentos, pero cuanto más tiempo los tome y mayor sea la dosis, es más probable que ocurran.

El efecto secundario más común asociado con su uso es la irritación gastrointestinal. Aunque suele ser leve y no provocar síntomas, puede ser muy grave y provocar dolor, ardor e incluso sangrado en la mucosa digestiva. Hasta el 10% de las personas que toman AINE pueden desarrollar esta complicación y la tasa es mucho mayor en las personas mayores. Otros efectos secundarios incluyen presión arterial alta, retención de líquidos (como hinchazón de los pies, tobillos o manos), problemas renales, problemas cardíacos o erupciones cutáneas.

Los medicamentos antiinflamatorios no esteroides ayudan a aliviar el dolor y la inflamación. Sin embargo, si tienes más de 65 años o tienes úlcera gástrica, úlcera duodenal, sangrado gástrico, presión arterial alta, insuficiencia cardíaca o enfermedad renal, no debes tomar este medicamento solo o en combinación con otros medicamentos.

¿Cómo utilizar los AINE de forma segura?

Los AINE tienen un mecanismo de acción común, por lo que tomarlos juntos tiene el mismo efecto que aumentar la dosis. No mejora la eficacia y aumenta el riesgo de efectos secundarios. A veces, sin saberlo, aumentamos la cantidad total de AINE que tomamos cada día. 

Considera las siguientes sugerencias:

No acortes el intervalo entre dosis de AINE. 

No tomes dos AINE al mismo tiempo y no tomes otro AINE entre dosis.

Cuando tomes medicamentos contra la gripe de venta libre, asegúrate de que contengan un AINE (ibuprofeno o aspirina) además de otros medicamentos. Si tu proveedor de atención médica (por ejemplo, odontólogo, sala de emergencias, farmacia, etc.) te receta un nuevo analgésico, verifica si es un AINE.

Es importante señalar que cuando se utilizan cremas que contienen AINE, estos alcanzan los niveles sanguíneos independientemente de si se aplican tópicamente, y si también se utilizan AINE orales, el riesgo de efectos secundarios puede aumentar. Además, si te han recetado anticoagulantes como la Warfarina o antiagregantes plaquetarios (Aspirina 100 mg, Clopidogrel etc.), no debes utilizarlos porque el riesgo de efectos secundarios es alto.

¿Si tiene que tomar o ya está tomando un AINE? 

Informe a tu médico sobre todos los medicamentos que tomas, incluidos los medicamentos recetados, de venta libre y a base de hierbas.

Si existen factores de riesgo, se valorará la necesidad de prescribir fármacos de protección gastrointestinal. El medicamento debe tomarse con el estómago lleno. No exceda la dosis prescrita. Continúe el tratamiento según sea necesario.

Si cambias el tipo de AINE, deja de tomar el anterior. Asegúrate de que los medicamentos comunes que tenga en casa sean AINE. Puede resultar útil escribir esto en un cuadro.

Y sobre todo no consumir ningún medicamento de esta familia, si anteriormente has resultado alérgico a alguno de ellos.

Recuerda

Si tienes algún factor de riesgo, toma estos medicamentos bajo prescripción médica. El profesional de salud te indicará la dosis que debes tomar y durante cuánto tiempo.

Compartir:

Contáctenos
Te asesoramos en línea
Elija un departamento
Asesor whatsapp Vacunación
Vacunación
Agendamiento
En línea
Asesor whatsapp Citas Eps
Citas Eps
Agendamiento
En línea
Asesor whatsapp Citas medicina particular y prepagada
Citas medicina particular y prepagada
Agendamiento
En línea